CONCRETO FRESCO EN OBRA (SEGUNDA PARTE)

CONCRETO FRESCO EN OBRA (SEGUNDA PARTE)

La vez anterior vimos varios aspectos que se tienen que verificar en un concreto que llega a la obra. Esta vez veremos 2 que no son muy comunes pero que también puedes revisar.

Uno es “El rendimiento” del concreto. ¿A qué se refiere esto?

Cuando pides una olla de concreto por lo general pides cierta cantidad en m3, y cuando la olla descarga su contenido en el elemento llega a ocurrir que te hizo falta o te sobró. Muchas veces esto se debe a una mala cubicación o a que la cimbra tiene deformidades que, aunque sean pequeñas en elementos grandes si influye en la cubicación.

Las concreteras cuidan mucho este aspecto ya que si no cubican bien podrían entregar más concreto de lo debido y con ello estarían perdiendo ganancias como empresa, sobre todo en volúmenes masivos de concreto. Pero ¿y si te entregan de menos?

Podrías considerar construir un recipiente de ciertas medidas para verificar un m3, pero cuando es un volumen masivo de concreto esto es impráctico.

Existe una prueba en la NMX-C-162 que nos dice como se calcula el rendimiento y es sumar la masa total de todos los materiales que componen el concreto y dividirlo entre la masa unitaria obtenida en campo.

Esta prueba la puede realizar tu laboratorio, pero para ello tendrás que solicitar a la concretera los pesos volumétricos de los materiales por separado como son arena, grava, agua, y también los volúmenes de los aditivos. Ya con los datos el laboratorio procederá a realizar el cálculo del rendimiento y con ello sabrás si los m3 que te proporcionan son en realidad m3 completos.

La otra característica por revisar es “El contenido de aire” incorporado en el concreto, pero ¿Para qué sirve?

El concreto con aire incorporado intencionalmente produce algunos efectos deseables en el mismo como son el aumento de la plasticidad, a la vez que reduce la exudación y la segregación y por razones de durabilidad ya que el aire aumenta la resistencia del concreto a la congelación y al deshielo.

 

Esta prueba se debe solicitar si el concreto que se utiliza para fabricar cierto elemento se diseña con inclusión de aire. Si así es entonces debes solicitar al laboratorio te realice la prueba correspondiente y verificar que el aire incluido cumpla con lo especificado. Por lo general estos concretos se diseñan para estructuras que estarán expuestas a bajas temperaturas y en clima muy fríos.

 

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Pruebas a material de la construcción
Author: Pruebas a material de la construcción

Control de calidad en materiales para la construcción. Acero ● Concreto ● Asfalto ● Mecánica de Suelos ● Geotecnia ● Diseño Estructural ● Diseño Arquitectonico

Deja un comentario

Abrir chat